Menú de la bitácora

viernes, 8 de enero de 2016

Esencia de mujer

La verdadera y espantosa historia de la joven del chubasquero rojo - Parte 2

Caperucita y el lobo

Pues nada tienen que ver las Churras y las Merinas, salvo que ambas son ovejas. Nada tiene que ver el final del cuento de la joven del chubasquero rojo con la película Esencia de Mujer, salvo que quiero escribir algo sobre ella... y es por culpa de Candela, la plusera de google que el otro día colgó el vídeo del famoso tango bailado por Al Pacino en esta película.

Esencia de mujer
Esencia de mujer. El tango


Y es que esta extraordinaria película tiene bastante que contar. La película de Martin Brest, interpretada por Al Pacino y Chris O´Donnell no es más que el remake de la película italiana "Perfume de mujer" interpretada por Vittorio Gassman. En ambos casos a un malhumorado y retirado militar ciego se le asigna un joven cadete para controlar su extraordinaria tendencia al alcohol y quizá al suicidio. Si en la versión americana la situación se desarrolla en Estados Unidos, en la primera versión italiana (basada en la novela de Giovanno Arpino) la acción se desarrolla entre Turín y Nápoles.

Si, normalmente, estos remakes pierden fuerza y gancho al sacarlas del contexto propio de una sociedad determinada, en este caso hay que decir que no solo gana (en mi opinión) si no que - sobre todo - es otra película muy diferente. No me interesa hablar de la versión italiana sino de la interpretación de Al Pacino y el buen sabor de boca que deja la película de Martin Brest.

Al Pacino es un Coronel ciego y amargado
Al Pacino es un Coronel ciego y amargado

Y es que Al Pacino domina el carácter iracundo y amargado del veterano coronel que, pretendiendo dar unas cuantas lecciones al joven cadete, acaba por encontrar el problema de su amargura, y es que el asunto no está en haber perdido las facultades de otros tiempos, en haber perdido la capacidad de disfrutar de la vida... El origen de su amargura estriba en que disfrutó de cosas que nunca más va a volver a disfrutar y siente la enorme necesidad de volver a hacerlo porque la vida se le escapa entre los dedos como la arena de la playa que se trata de cerrar en un puño.

Y ahí llega la magistral escena del tango en la que Al Pacino hace estremecer a una mujer a pesar de su ceguera, mientras el aroma de ese estremecimiento queda suspendido en el aire con esa esencia que dejan los buenos tiempos vividos y que no volverán pero que le recuerdan que estuvo vivo y valió la pena a pesar de que nunca más regresen esos tiempos, esos bailes, esas mujeres, esa vista o esa vida intensamente vivida... Quedará en el aire suspendido su aroma, la esencia de esa mujer como una verdad imborrable.
La amargura de Al Pacino
La amargura de Al Pacino


Esa es la idea que queda tras la película, la idea de que valió la pena mientras quede la esencia de una mujer la esencia de las cosas. Curiosa palabra que va más allá del aroma o el perfume, pues sin dejar de ser el aroma o el perfume que queda, señala que ese aroma o ese perfume es la verdad permanente de las cosas, su esencia, su verdad mas íntima. Queda claro que quien tenga un recuerdo feliz que se adentre en tu cuerpo como un aroma, tiene una patria, un tesoro. Una idea que recrea muy bien esta película.

Y cambiando de tercio, terminemos con el relato de terror, misterio y absurdo. la adaptación personal del cuento de Caperucita Roja.


LA VERDADERA Y ESPANTOSA HISTORIA DE LA JOVEN DEL CHUBASQUERO ROJO
PARTE II
En vano fueron los intentos de Angelina por atrapar y convencer a Stephanie. Se subió a su flamante coche y puso en el Navegador la dirección del palacio de Tim y Alondra. Apuró entre la lluvia adelantando a todo aquel que se pusiera a su paso. Roja de furia aceleraba y aceleraba sin ver apenas lo que había de frente.
Alcanzó la curva que conduce al viaducto justo detrás de un autobús que circulaba con la tranquilidad de una tortuga. Stephanie aceleró e intentó adelantarlo en la curva sin ser capaz de ver qué se venía de frente. Un camión oscuro echaba ráfagas de luz para que se volviera a su sitio sin éxito suficiente. En el frente del mismo había un letrero de leds luminosas que ponía, “The Short Way”


Stephanie logró evitar a "The Short Way" y golpeó su enorme vehículo contra el viaducto. Aturdida intentó arrancar el automóvil ante la mirada atónita del camionero, pero el coche no arrancó. Salió con su maleta de cuero marrón bajo el brazo y se adentro en The Wood por la calle "Long Way to Grandma Home".
El joven Cadete le ayudará a salir del atolladero
Chriss O´Donnell el lazarillo que le ayudará a salir del ensimismamiento de Al

La calle dirigía hacia la casa de su ex-marido según le había indicado el camionero - un hombre barbudo, de gruesa voz y lleno de pelo por todo el cuerpo - cuyo nombre respondía a Bill Grandmother. Le explicó detenidamente cuáles eran las alternativas a otro camino que parecía más incómodo.
Stephanie hizo caso y apuró el pasó bajo una capucha y una capa de colores arco iris mientras la lluvia caía incesante sobre sus carísimos ropajes. Llegó a la puerta de casa de Tim; Alondra Wolf le abrió la puerta después de mucho insistir con los nudillos encarnecidos de golpear repetidas veces contra la madera.
  • Demonios, Stephanie, ¡¡estás empapada!! - Sin mediar palabra, Stephanie empujó a Alondra que se cayó sobre su trasero en la mullida alfombra de la entrada de la casa. Corrió por la escalera hasta la habitación de Tim donde estaba éste con Trinity sudorosa y adormecida.
  • ¡Qué haces aquí, Stephanie! - Preguntó, Tim, de forma nerviosa y amenazante al ver cómo había tratado a Alondra – No te consiento que te comportes de esta manera en mi casa.
  • A la loba esa, poco le he hecho. Te advierto que no me impidas llevar a mi hija a casa. - Stephanie estaba furiosa.
  • Trinity se queda aquí hasta que se recupere. Además, ¿cómo te la vas a llevar? - Se interpuso en su camino con su enorme corpachón bien trabajado en el gimnasio del sótano del palacio.
  • En el coche que tú me dejarás guapito. Mañana te lo devuelvo – Le dijo mientras sacaba el cuchillo de la bolsa.
Memorable Tango
Memorable Tango que explica la Esencia de Mujer que da título a la película y sentido a la vida de Al Pacino
  • Stephanie, ¿te has vuelto loca? - Tim intentó arrebatarle el cuchillo, pero Stephanie hizo un gesto nervioso y le abrió una herida en el brazo. La congresista estaba fuera de sí. Tim casi no pudo salir de la habitación pero logró cerrar la puerta con llave desde fuera para tratar de evitar males mayores y controlar a su exmujer, aturdida y enloquecida tras el golpe del coche contra el muro.
  • ¡Al fin solas! - Gritó Stephanie. Se acercó a su hija y comenzó a darle tortas en la cara para que se despertara. Trinity se despertó medio atontada y vio a Stephanie.
  • ¿Qué... haces aquí, mamá? - Balbuceaba con la boca pastosa y un aturdimiento generalizado, jalonado de estornudos compulsivos y molestos y toses repetitivas e inquietantes.
  • Oh, vengo a llevarte a casa, hijita.
  • No, mamá. No puedo y... creo que tampoco... quiero. - Stephanie hizo una larga pausa para valorar la situación mientras apartaba con fingida dulzura el pelo del rostro de su hija.
  • ¡¡¡Pero hija!!! ¿Qué ropa llevas puesta?
  • Ah, mamá,... Es por culpa de esta lluvia, me empapé y Alondra me prestó esta ropa. - Stephanie se inquietó con la respuesta
  • ¡¡¡Pero hijita, hijita querida!!! ¿Qué te ha pasado en el pelo?
  • Oh, mamá es que estaba harta de llevar el pelo largo e infantil como a ti te gusta. Así, corto, tiene más personalidad. Alondra Wolf me lo ha cortado. - Stephanie no sabía qué hacer. Su furia crecía por momentos.
  • ¡¡¡Pero hija mía!!! ¿Qué es eso que te has puesto en la lengua?
  • Mamá, es un piercing – dijo Trinity incorporándose en la cama - ¡Estoy harta de tus normas! Alondra sabe lo que me gusta. A partir de ahora me quedo a vivir con ella y con papá.
Stephanie se puso roja de ira nuevamente, y con la mano temblorosa buscaba entre sus cosas algo. De repente miró a su hija directamente a los ojos y alzó el cuchillo contra el pecho de Trinity. La mirada de Trinity era un poema, los ojos desencajados y el sudor que corría por la frente y las mejillas dibujaban una escena terrible y una cara casi descompuesta.
El lobo y Caperucita
El lobo y Caperucita...¡Cómo ha cambiado el cuento!
Stephanie clavó el puñal en el brazo ante el movimiento de Trinity que se tiró instintivamente al suelo. Pero Stephanie se recompuso y poniéndose sobre el cuerpo de su hija la inmovilizó completamente. Alzó el cuchillo, los brillos aturdían a la pobre Trinity que no sabía cómo responder ante la amenaza de su propia madre. Una encolerizada mujer que no soportaba perder pues ganaba siempre a cualquier precio.
El cuchillo descendía velozmente mientras el brazo de Trinity sangraba a borbotones, el filo brillante y grande iba a penetrar entre las costillas directo al corazón, cuando el sonido impetuoso de la puerta al abrirse de golpe, mostró al furioso rostro de Wolf y Hunter que se abalanzaron sobre el cuerpo de Stephanie con sendos palos de golf, llegando a golpear en ambos lóbulos parietales de forma alterna y contundente justo en el momento en que iba a hundir el cuchillo en el pecho de Trinitiy.
Stephanie cayó muerta a uno de los lados de Trinity que agradecía a Tim y Alondra que le hubieran salvado la vida entre sollozos nerviosos e inconsolables.
Cuando la policía se fue, Alondra llamó a Angelina para contarle la situación. La abuela quedaría también a vivir con Hunter y Wolf, junto a Trinity.Triste es decir que fueron felices y comieron marisco y lubina salvaje entre cruceros y temporadas de nieve y playa caribeña, porque estaban forrados hasta las trancas los muy hijos de su madre.
Colorín, colorado este anticuento, donde Wolf y Hunter se amaron y salvaron de las garras sudorosas de su alocada madre a Trinity Red Wendy, terminó.

***

- ¡Madre mía! - dijo Tom con los ojos redondos mientras cerraba el libro. - ¡¡Cómo ha cambiado el cuento!!


 FIN

    A la venta en CreateSpace Amazon: La Extraordinaria Historia del Reino Prohibido.



Dentro del Pozo es una novela que sigue en venta (por mucho tiempo), en CreateSpace Amazon.




Gracias a todos los que me seguís desde Blogger, Google+, Twitter, Facebook, Youtube, Linkedin, Wattpad, Webnode,Hotmail, Gmail, Wordpress
Publicar un comentario